UNA presentó obra de teatro inspirada en tragedia de La Cruz de Alajuelita

0
90

Por Redacción | alajuelitasoy@gmail.com

Estudiantes, egresados y académicos de la Escuela de Arte Escénico de la Universidad Nacional (UNA), participaron en la obra “Si nosotras fuéramos ellos”,  inspirada en el crimen ocurrido años atrás en las montañas en ruta hacia La Cruz de Alajuelita.

La obra se presentó el pasado 10, 11 y 12 de junio en el Teatro Popular Melico Salazar, con un montaje que contará con la interpretación de 43 jóvenes de zonas vulnerables del país.

Esta obra, es una versión libre del dramaturgo francés Serge Sándor, se inspira en la obra “La Cruz”, del costarricense Fernando Rodríguez, en la que se narra el crimen en las montañas de Alajuelita, donde murieron asesinadas siete mujeres, en 1986. 

Las personas jóvenes que integran el montaje, participaron en talleres de teatro con Sándor, en los Centros Cívicos por La Paz de La Capri-Desamparados y de Pococí-Guápiles; además, participan ocho acróbatas y bailarines de la Escuela de Danza, Teatro y Circo del Parque La Libertad; se suman cuatro intérpretes del Taller de Teatro del Proyecto de Cultura Artística del Centro de Formación Juvenil Zurquí; además, ocho estudiantes avanzados o graduados de la Escuela de Arte Escénico de la UNA.

“Esta tragedia va mucho más allá de esta masacre, es universal y cuestiona sobre el papel de la mujer en nuestra sociedad y sobre todo en el caso ‘Si nosotras fuéramos ellos’, la historia de adolescentes que se construye día con día en campos minados. Los lugares alejados entre los diferentes grupos de actores, me llevaron a escribir una obra como un rompecabezas, que se unen finalmente en la escena de teatro”, afirmó el dramaturgo francés.

Al texto original, se le suman fragmentos de clásicos del dramaturgo, actor y poeta francés, Molière, así como algunos testimonios de mujeres. 

Al equipo artístico se sumó el coreógrafo Pablo Caravaca, integrante de la Compañía Nacional de Danza, para trabajar los componentes coreográficos de la pieza. La producción artística está a cargo de la egresada de la UNA Sonia Suárez Gómez; esta última, además se encarga del diseño de vestuario y escenografía, junto con Gabrio Zappelli, académico de la Escuela de Arte Escénico de la UNA.

“La escenografía se basa en el homicidio de 6 chicas muy jóvenes, la idea es recrear ingenuidad y la pérdida de esa ingenuidad, por eso en el espectáculo hay sillas muy grandes y algunas otras cosas como muñecos y peluches, con la idea de crear esa pérdida de la infancia de esas niñas que murieron en esta situación trágica”, detalló Zappelli.

Teatro y sociedad tras los bastidores de la vida

Este espectáculo es resultado del proyecto “Teatro y sociedad tras los bastidores de la vida”, el cual utiliza las artes escénicas como vehículo para la inclusión social. 

La iniciativa busca que, a través del teatro, quienes participan en el proyecto puedan expresarse y ver estimuladas sus capacidades sociales, tales como el ejercicio de la atención sostenida, el mejoramiento del rendimiento escolar y deportivo o la disminución de la violencia social y familiar.

La realización de este proyecto es posible con el esfuerzo conjunto del Ministerio de Justicia y Paz, Ministerio de Cultura y Juventud y de la Embajada de Francia en Costa Rica. Además, con la colaboración del Teatro Popular Melico Salazar, el Parque La Libertad, la Universidad Nacional, la Compagnie du Labyrinthe, Rebond’Art, el Instituto Latinoamericano de las Naciones Unidas para la Prevención del Delito y el Tratamiento del Delincuente y el Tribunal de Apelación de Sentencia Penal Juvenil del Poder Judicial de Costa Rica.